The Michael J. Fox Show

The Michael J. Fox Show
Si la semana pasada hablábamos del éxito de The Blacklist para la NBC, hoy traemos a Carta de Desajuste otro intento por recuperar el espacio perdido de la conocida cadena americana.

De momento no hay doblaje para la serie, así que si queréis disfrutar de ella deberéis hacerlo en su idioma nativo. Personalmente no estoy a favor ni en contra del doblaje, aunque generalmente suelo disfrutar de las series dobladas pues el tener que leer los subtítulos te hace perder detalles y aunque la gente de subtitulos.es hace un estupendo trabajo colgándolos para que los poco hábiles con la lengua de Shakespeare podamos entender lo que cuentan, en algunas ocasiones los diálogos parecen traducidos con el traductor de Google (o algún otro mucho peor).

Mike (M. J. Fox) es un conocido presentador de noticias del canal 4 de la NBC. Algo poco novedoso... ¿Una serie sobre un presentador o programa de tv, que se emite en la NBC y que se desarrolla en la NBC? Ya lo hemos visto antes en otras series como Rockefeller Plaza (30Rock), aunque aquí el corte es más familiar y entre mezcla los comentarios de los protagonistas al más puro estilo Modern Family.

La historia no es que sea divertida, ni tiene risas enlatadas. Mike era un periodista y debido a su Parkinson tuvo que dejar el trabajo, ahora es reclutado de nuevo para las noticias, a pesar de su enfermedad, y la serie narra las aventuras y desventuras de una familia americana que trata de vivir con su nueva situación.

La madre trabaja, el padre hace reportajes, el hijo mayor quiere hacerse famoso con un buscador en Internet mejor que Google (dejando aparacada su carrera), la hija es un camaleón capaz de asumir el rol necesario para ayudar a los más desfavorecidos (o los que ella cree que lo son), una tia -hermana de Mike- escritora con síndrome de Peter Pan y cualidades para la escritura poco notorias y un hijo menor (de Mike, no de la tía) que es el más cuerdo de la familia).

Como digo, de graciosa tiene poco, y pretende continuar con la estructura de relaciones paternofilial de los protagonistas que me recuerda muy mucho a Cosas de Casa en sus primeras temporadas, cuando Steve Urkel aún no sacaba de quicio a los Winslow y aunque si supone todo un reto el realizar una serie con un actor que sufriendo una enfermedad de ese calibre es capaz de enfrentarse a ello, mucho me temo que Urkel no tardará en llegar, o al menos alguien que se lo parezca.

Aún no se sabe si habrá estreno español en canal de pago o generalista, pues ya sabemos que este tipo de series no suelen funcionar bien en la piel de toro española, al menos en abierto. Son ejemplo de ello la misma 30Rock, Me llamo Earl, o incluso Modern Family, que aunque hay mucho fan luego no es visionada en la tele, sino que es descargada.
Publicidad

Deja un comentario

Los comentarios son propiedad de sus respectivos autores y no representa la opinión de OcioAvila, sus propietarios o administradores.