Buscando una serie que esté a la altura de Lost

Buscando una serie que esté a la altura de Lost
Cuando JJ Abrams vendió la serie a la ABC hizo el mayor truco hasta la fecha conocido. La serie sería un procedimental, en una isla, si, pero con casos cerrados y que la gente pudiera seguirlo sin problemas si se perdía un capítulo o dos. Practicamente ABC pretendía que la gente no tuviera que estrujar su cerebro lo más mínimo, y es que JJ con Alias se había liado demasiado la manta a la cabeza y la historia de Rambaldi era completita.

De lo que vendieron a lo que en realidad llegó a ser no vamos a hablar, ahí esta el resultado y el éxito, pero acabado el filón de los losties hay que pasar página y crear alguna serie que sea la que rompa con todo. El problema es cuando esa serie no llega...

Revolution tenía todas las papeletas para poderse convertir en una digna sucesora, pero o cambian mucho las cosas o al final será un truño infumable en el que las relaciones personales y sexuales tomen delantera a una historia que desde un primer momento encandila.

La primera  temporada fue muy irregular, unos capitulos iniciales en los que van a buscar al hermano hormonado de la rubita, acompañado por el tio rebelde y un nerd que intenta ser el Hugo Reyes, con millones googlenianos incluídos, pero sin la misma gracia.

Salvada la etapa de relleno de esa primera temporada, la historia comenzó a avanzar y a contar cosas interesantes, y el final de temporada sí que estuvo a la altura. ATENCIÓN SPOILER: (Si no has visto la primera temporada, no leas el resto del párrafo): Hay que reconocer que volver a disponer de energía electríca y como llegan a conseguirlo si que fue digno de una serie que pretende coger el testigo de otra serie de lujo.

Comenzada la segunda temporada y con el ánimo de que siguieran allí donde lo dejaron, nos hemos encontrado otra vez con una historia que no aporta nada, aparte de ser totalmente ilógica. De hecho parece que han pasado otros 15 años después del final de temporada, cada personaje va por su lado y no están para nada claros cuales son los objetivos de cada uno de ellos. ATENCIÓN SPOLIER: Si ha esto le mezclamos las apariciones, renacimientos de muertos o eso que sea lo que ahora ocurre, se quitan las ganas de seguir viendo la serie.

Espero y deseo que la historia mejore en los dos próximos capítulos o mucho me temo que pasará a engordar la lista de series que quisieron ser algo y se quedaron en el camino.
Publicidad

Deja un comentario

Los comentarios son propiedad de sus respectivos autores y no representa la opinión de OcioAvila, sus propietarios o administradores.